En Un Dia Como Hoy

6 de diciembre

6 de diciembre, 2003 – El padrino del funk rock, George Clinton es arrestado en Tallahassee, Florida y acusado por posesión de cocaína y utensilios para drogarse. Los grandes astros del rock como Clinton, Rick James y James Brown han sido adictos totalmente a esta droga dañina.

Sigueme

La Foto Diaria

Rhonda Nelsom

Las Esposas del Rock & Roll: RHONDA NELSON, DAMA SUREÑA, FILÁNTROPA Y AUTORA DIFERENTE DE LIBROS DE ESPOSAS DEL ROCK

Frase de la Semana

Rockhouse, el mejor bar rockero de Honduras, localizado en la ciudad de San Pedro Sula.

MARIO Y ALEJANDRO MARTÍNEZ: HERMANOS, COLEGAS Y GUERREROS DE SU MADRE

Las parejas de hermanos en el rock mundial, han sido y siguen siendo legendarias.

Pero algunos de estos monumentales dúos de hermanos muy talentosos y carismáticos de esta música, han sido duelos encarnizados entre ellos por diversas razones,  que van desde sentido de competencia,  diferencias musicales, líos de faldas, cuestiones monetarias, etc.

Los Gallagher de Oasis, los Fogerty de Credence Clearwater Revival, los Davies de The Kinks, Don y Phil Everly de los Everly Brothers, han sido binomios de hermanos de sangre totalmente adorados por las masas, que han tenido pleitos serios, unos más que otros, que han llegado a ser casi tan famosos como sus magníficas canciones.

Aquí mismo en Honduras tenemos notables y refrescantes dúos de hermanos en la música hondureña en general, tema sobre el que escribí en el año 2000 para la sección cultural de la revista Hablemos Claro.



Los hermanos John y Tom Fogerty de Credence Clearwater Revival, sostuvieron roces fuertes en los mejores tiempos de la banda.

En los últimos años ya en mi propia tribuna de expresión, he podido dedicar espacios a parejas de hermanos en el rock hondureño,  que han gustado mucho.

Y por fortuna, los hermanos rockeros que tocan en la misma banda, han sido ejemplos de compañerismo, química musical y buena vibra.

Es lo que uno espera de este tipo de parejas, porque es una extensión de la buena relación que imaginamos ya llevan en lo personal.

En esta ocasión destaco a los hermanos Mario Ernesto y Alejandro Josué Martínez Gálvez de la banda de metal capitalina Cantaxiia, los que desean dar a conocer su historia como luchadores dentro de la aun paupérrima escena rock hondureña.

Pero a los Martínez Gálvez sobre todo les interesa, destacar otro tipo de lucha más importante para ellos: salvar la vida de su madre, la que padece del cáncer conocido como linfoma, el que se le diagnosticó en abril, 2018.



Mario Ernesto y Alejandro Josué Martínez Galvez de Cantaxiia, hablan de cómo apoyan a su madre en una dura prueba de salud. (Foto:Tony Ävila)

Hemos puesto estas páginas cibernéticas a la disposición de los hermanos Cantaxiia , para que se conozca su hermosa y noble misión en pro de su progenitora, la que siempre apoyó y alentó sus inclinaciones musicales.

Y de esa forma, unir voluntades y corazones para colaborar con ellos en el financiamiento del largo y oneroso tratamiento de la distinguida dama Nívida Luz Galvez, dueña un elevado espíritu en su batalla contra esta enfermedad y por ende, sus hijos se sienten aun más motivados a respaldar su camino a la sanidad.

Los dejamos con la historia de Cantaxiia y el relato de la situación familiar de los hermanos Martínez Gálvez, la que deseamos que se dé a conocer a lo largo y ancho,  para que quede sentado como esta pareja de hermanos, periodistas egresados de la universidad y compañeros de banda; lejos de vivir en pleitos como otros famosos; están unidos por la razón más profunda y hermosa: hacer menos doloroso y más factible el tratamiento de cáncer de su amada mamá.



Cantaxiia es una banda de metal vigente desde el 2009 en el subterráneo metal hondureño.

UN NOMBRE ARTÍSTICO ÚNICO

Preséntense ante nuestro lectores, en qué año se funda su agrupación Cantaxiia y qué tipo de metal ejecutan?

“Soy Mario Ernesto Martínez Gálvez de 33 años, licenciado en Comunicación Social y Pública, trabajo en un diario cibernético, soy guitarrista y compositor.”

“Soy Alejandro Josué Martínez Galvez de 26 años, trabajo en una entidad del Estado, soy licenciado en Comunicación Social y Pública, soy baterista y estoy en dos bandas: Cantaxiia y Souls Perversors.”

Cantaxiia inició en el 2009 como banda de heavy power metal y tuvimos compañeros, incluido un tecladista.

Pero con el tiempo cambiamos y ahora hacemos un heavy metal con speed y thrash metal con registro de voz gutural.”



Cantaxiia desde hace unos cuantos años, es un dúo formado por estos dos amables hermanos.

 

Y que quiere decir Cantaxiia?

“Es muy interesante explicar su significado y nos reímos cuando nos preguntan al respecto y a modo de broma les decimos que para nosotros es como un arcano, por ser algo muy secreto, muy reservado.

Cantaxiia es una palabra compuesta por dos vocablos que nosotros mismos fusionamos y les dimos significado propio.
La primera proviene de la mitología griega, de la leyenda de la fuente Castalia, un lugar en el Monte Parnaso, adonde las musas iluminaban a los hombres las mentes de los hombres con cada expresión artística.



El nombre de la banda se deriva de dos palabras: uno es la fuente Castalia del Monte Parnaso.

 

Y la otra es galaxia en referencia a la Vía Láctea

Entonces con la fusión de esas dos palabras, hicimos un nombre místico, o al menos lo es para nosotros y de eso, sacamos nuestra analogía.

Cantaxiia para nosotros es como nuestra Vía Láctea, un lugar en el universo que ilumina a todos aquellos que amamos el arte y la música.”

Hermoso concepto.

“Hay un detalle con el nombre: usamos la doble i porque después de tanto tiempo y de varias formaciones, Alejandro y yo hemos sido los únicos integrantes constantes en el grupo.”



Cantaxiia tambén tiene el origen de su nombre de la Vía Láctea.

Pero también en parte por ser hermanos y llevarse muy bien.

“Pues claro jejeje.

Lo dejamos con doble i por el sistema de numeración romano y hasta el día de hoy, así continúa.

También le pusimos ese nombre para ser únicos en la escena metal y no correr el riesgo de encontrar otra banda que se llame igual.

Queríamos un nombre muy nuestro; algo que cuando la gente escuche, se acuerde de los hermanos Cantaxiia, que es como nos dicen.

La gente a veces no nos llama por nuestros nombres, sino que nos dicen Cantaxiia y a veces no sabemos a cuál de los dos se dirigen cuando nos dicen así.”



Cantaxiia comenzó como banda de heavy power metal.

HIMNOS AL METAL Y MITOLOGÍA

Y de que hablan sus canciones?

“Es importante para nosotros explicar eso.

Las canciones de Cantaxiia hablan sobre el amor que sentimos por el metal, leyendas, historia y mitología.

Esos son nuestros tópicos principales y de hecho, hemos llegado a adoptar como mascota de Cantaxiia a la figura del unicornio, por ser una figura clásica y mística de la literatura y la mitología.

Quisimos darle ese toque de alquimia a la banda.”



Los hermanos Cantaxiia hablan de pasión por el metal y de mitología en sus temas.

Y dichas ideas son de los dos?

“De los dos, pero musicalmente el que da las ideas de los ritmos es Mario y él me los comparte para que le dé mi opinión de tal “riff” y entre los dos, vamos trabajando las canciones.

Las letras las hacemos entre los dos.

En Cantaxiia tenemos ideas bien variadas, porque no solo escuchamos heavy metal y power metal, que fue con el concepto con el que arrancamos.

Los dos tenemos nuestros estilos de metal favoritos.



El unicornio es el simbolismo de Cantaxiia.

Yo soy fan del heavy, del thrash y el black metal melódico más que nada, me gusta la música atmosférica, básicamente el “black” atmosférico sinfónico.

Mario y yo en nuestros inicios tocábamos “covers” de piezas de música clásica en versión metal, puesto que el está influenciado por la misma y por guitarristas neo clásicos como Yngwie Malmsteen.”

GUITARRISTA CLÁSICO DE ESCUELA

Entonces habla de tu formación musical, Mario.

“Mis inicios fueron a los 12 años cuando recibí clases de guitarra clásica en el Conservatorio Filarmonía del maestro Jorge Mejía.

Ahí tuve la oportunidad de compartir con grandes intérpretes de guitarra clásica como Fausto Varela.

A los 13 años, incursioné en la guitarra flamenca.



Mario Ernesto Martínez recibió clases de guitarra clásica y flamenca desde muy joven.

Cuando comencé a estudiar la guitarra clásica española, lo que me impactaba, era la música clásica de Vivaldi, Bach, Beethoven.

Me sorprendió cuando escuché la obra Concierto para Guitarra en Re Mayor de Vivaldi, porque pensé que hacía cuantos siglos se había compuesto esa maravilla y aun se ejecuta hoy en día y se sigue oyendo majestuoso.”

Has escuchado a Paganini, el violinista del diablo?

“Ya voy a llegar a ese punto, ya que Cantaxiia tocaba las adaptaciones de sus obras.

Mas a delante en mi aprendizaje después de aprenderme composiciones de Joaquin Rodrigo, Manuel de Falla, comencé en la guitarra flamenca, porque me gustó aun más y me inicié en los valos tradicionales del flamenco como “La Bolería”, “La Sevillana” y escuchaba al Niño Ricardo. Sabicas y a Paco de Lucía.



Por la educación que recibió en conservatorio, Paco de Lucía es uno de los máximos héroes de Mario.

De Lucía es de mis guitarristas favoritos de todos los tiempos.

Pero siempre había algo dentro de mí, que no estaba satisfecho del todo.

La música hecha con guitarra clásica española, era lo que yo estudiaba en Filarmonía y conlleva muchos formalismos, reglas, posturas determinadas por su misma naturaleza.

Pero había una espina dentro de mí que me motivaba a tocar una música más liberadora.

Y luego cuando empecé a escuchar metal, dije: “Huy! Esta es la música que me va a permitir desarrollarme sin ataduras ni reglas!”



El Conservatorio de Música Superior Filarmonía, fue donde se formó Mario.

En el metal claro que existen lineamientos, pero uno puede dejarse ir y crear con más libertad, un determinado estilo.

Cuando conocí el metal, decidí que quería tocar guitarra eléctrica y me volví un autodidacta a los 14 años.

No me costó porque ya traía el conocimiento, lo que me ayudó increíblemente, porque me sabía las escalas, los arpegios, las técnicas.

Pero el punto de inflexión como guitarrista fue cuando conocí a Yngwie Malsteen.

Me dejó impactado, era lo que andaba buscando, ya que fusiona dos estilos que son mis favoritos: el metal y la música clásica.



En noviembre, 2013, Mario pudo ver en concierto a su ídolo, Yngwie Malmsteen en San Salvador.

Aunque también le mete flamenco a su música.

Me dije que tenía que tratar de hacer lo mismo que el, pero sin imitarlo, porque en Cantaxiia tenemos influencias de grandes artistas, pero jamás hemos copiado a nadie.

Para mi Malmsteen sigue siendo el más grande y en el 2013 cuando vino a tocar a San Salvador, lo miré en el CIFCO, ya que me gané un concurso que hizo Black Moon Shows de dar una entrada VIP al que sacara mejor un “cover” de Yngwie.

Yo mandé mi interpretación de la canción de el “Far Beyond the Sun” y gané.



Antes de formar Cantaxiia, Mario intentó formar otras bandas de rock, sin que dieran frutos.

Me sorprendí de cuantas personas vieron mi video y me gané la entrada y me fui con una excursión de la tienda CD Music, en donde yo había trabajado.

Ese día lloré al verlo, porque vi a mi ídolo.

Pero infortunadamente no lo pude conocer, porque el pasó de largo en el lobby del hotel.

Tampoco podré conocer a Paco de Lucía, que era otro sueño.”



La uña del maestro Malmsteen que pudo obtener Mario en el concierto de San Salvador.

EMPIEZA EL AGITE

Y cuando te hiciste metalero, cuando fue que te decidiste a fundar Cantaxiia?

“Anteriormente estuve con varios amigos en varios proyectos fallidos y algunos no llegaron ni a tener nombre.

Talvez fue por mi edad, no teníamos una base real para formar una banda de metal.

Ninguno había tocado antes en una banda y pasaron varios años hasta que decidí que deseaba componer mi propia música y ya no solo estar haciendo “covers”.

Y le pediste a Alejandro que hicieran una banda de música original entonces?

Alejandro: “Así es.



Mario viendo el interés de su hermano por la música, lo introdujo en el metal poniéndolo a escuchar a Slayer.

El culpable de que yo esté en una banda es Mario.

El me lleva seis años de ventaja y fue quien me presentó mi primer disco de metal, un variado de Slayer, algo que le agradezco mucho hasta el día de hoy, porque me cambió la vida.

Me dio en el clavo con Dave Lombardo, porque toca increíble y a mí me gustaría poder tocar la batería así.

Desde niño he querido una batería y le dije a mi papá que me comprara una y se la pedía a cada rato.

El ya no vive con nosotros, tiene otra familia y por eso pues no se pudo estar con el lo suficiente para que me la comprara más adelante.



Alejandro Josué Martínez quería ser baterista desde niño y para eso, usaba latas y ollas de cocina.

El no es amante del heavy metal, pero en su juventud en los 60s, era amante del rock del momento.

Nos ponía a ver videos de rock, porque Mario le decía que quería una guitarra.

Me preguntó que instrumento quería yo y le dije que una batería y que deseaba aprender a tocar, pero como era costosa, no me la pudo comprar nueva en una tienda.”

Mario: “Cuando Alejandro como músico aficionado tenía diez años y yo dieciséis, tomaba baldes y se ponía a tocarlos con una sartén detrás de su cama y nuestra madre le decía que se callara y que le iba a arruinar las ollas, pero siempre lo dejaba.”

Alejandro: “Y hasta que tuve mi primer trabajo, pude comprarme mi batería, pero era usada.



El cuarto de los hermanos Cantaxiia , en donde han tejido sueños y planes.

Cuando yo era niño y Mario recibía a sus compañeros de banda para ensayar en el garaje de la casa, me iba a sentar a ver ocmo armaban la batería y como tocaban, pero le ponía atención especial al baterista.

Yo le decía al batero que se llamaba Eduardo que me diera un “rigio” en el instrumento y me ponía a darle.

En la secundaria, estando en un colegio cristiano en nuestra colonia Satélite, ahí se hacían cultos los miércoles y como usaban instrumentos; después del culto, durante el recreo, yo aprovechaba para tocar la batería con el permiso del maestro, para quitarme las ganas.

De esa manera, después de los cultos de mi colegio, fue como aprendí a conocer la batería.



Alejandro nos contó en la entrevista, que el se entrenó primeramente en batería, en su colegio cristiano.

Algunos no entienden que porque no tengo educación musical igual que Mario, por la forma en que toco, la que les gusta mucho.

Pero orgullosamente aprendí a puro oído.

Al comenzar a tocar ya en forma hace ya algunos años atrás, con Mario comenzamos a tocar “covers” de Iron Maiden, Hammerfall, Manowar, porque no eramos una banda de música original aun.”



Los Cantaxiia comenzaron tocando “covers” de metal pesado clásico.

NO SOY BEETHOVEN, PERO……

Mario: “Cuando decidimos llamarnos Cantaxiia e hicimos el logo como lo diseñamos, precisamente porque me encanta la guitarra clásica; es cuando comenzamos a hacer adaptaciones de música clásica, incluído el violinista Paganini.

Tenemos grabaciones de eso, aunque son de baja calidad.

Las tocamos por primera vez en el Bar Sinister del bulevar Morazán de Tegucigalpa, pero nuestro primer concierto fue en el bar Rust in Peace también en el bulevar Morazán.



El primer toque de Cantaxiia fue en el desaparecido bar metalero Sinister de Tegucigalpa.

Y esas adaptaciones de música clásica, como las recibía la gente?

“Tuvieron cierta aceptación, pero la suficiente para nuestra satisfacción.

Como usted sabe, para gustos, los colores.

No faltaron algunos que nos dijeron que no tocáramos eso, porque era aburrido.

Pero no faltaron los que les dijeron que les parecía genial, porque quizás ya habían escuchado una obra clásica en metal.”



El primer y único concierto propio que ha tenido Cantaxiia fue en octubre, 2009, en el extinto bar Rust in Peace.

Obviamente esos eran metaleros que los apoyaron, tenía cierto nivel cultural.

Y cuando comienza Cantaxiia a hacer música original?

“En el 2009, entramos de lleno a componer y arrancamos con las dos primeras canciones llamadas “Heavy Metal” y “Guardianes del Metal”.

De ahí en adelante, fuimos adquiriendo un mejor nivel en vivo por haber tocado “covers”, entonces nos sentimos preparados para hacer lo de nosotros.

Tuvimos compañeros de banda que se tuvieron que salir por cuestiones de familia, falta de tiempo y otros por ser demasiado “locos” y solo querían llegar a fumar “mota” a los ensayos.



Cantaxiia se volvió en un dúo por necesidad.

Así no podíamos trabajar, pero ellos siguen siendo buenos amigos nuestros.”

DE TODO UN POCO!

Pero al final, parece que Cantaxiia se define con ustedes dos, como ya lo han expresado.

Mario: “A eso queríamos llegar.

Llegó un punto en el que como teníamos ese sueño de tener una banda con una alineación clásica de heavy metal de batería, dos guitarras, el bajo y una voz aguda (limpia), pero no se puedo y entonces es cuando decidimos quedarnos como dúo.

Anunciamos por facebook que necesitábamos integrantes y pasó el tiempo y nada.



En entrevista en mi programa de radio Collection, Alejandro y Mario, sonaron dos canciones originales.

Entonces le dije a Alejandro que le diéramos y así haríamos las cosas a nuestra manera.

Yo nunca había probado cantar y no soy un vocalista de voz limpia para nada, pero la tuve que hacerle el intento para poder tocar y grabar.

Yo quería tener un vocalista de voz limpia en la banda, pero no conseguimos.

Entonces grabé “Guardianes del Metal” con mi voz limpia y como no me sale bien, tuve que adoptar la gutural.”



Por las influencias neo clásicas de Mario, los Cantaxiia han creado algunos temas instrumentales.

Y qué tal te salió?

“Pues al escucharme Alejandro, me dijo que era aceptable.

Ya cuando nos presentamos, muchos se sorprendieron de vernos solo a los dos y algunos nos criticaron, diciéndonos que teníamos valor de salir así, sin bajista.

Respondimos que así era como tocábamos ahora y se volvió un sello de Cantaxiia.

Conforme iban saliendo más toques, nos aceptaron y nos apoyaban.”



Durante un tiempo, los Cantaxiia vendieron calcomanías de su banda.

Si, la verdad sus temas suenan pesadotes solo con los dos.

Pero cuando comienza a cambiar Cantaxiia?

Cuando se convierten en heavy-thrash-speed metal?

Mario: “Pues nosotros calificamos nuestro estilo así.

Pero cuando tocamos en vivo, cada quien ha tenido su propia opinión de cómo sonamos.

Nos han dicho que hasta parece un tipo de black metal jajaja.

A mí me preguntan que yo como guitarrista, como defino lo que tocamos y yo les digo que nuestras influencias, definen lo que somos y que lo que hacemos es lo que usted ya mencionó.



El actual bajista de G.O.D. y Perturbación, David Valle, tocó en Cantaxiia un tiempo.

En un afiche de un concierto una vez, nos pusieron como “hybrid metal” porque decían que tocábamos de todo un poco.

En San Pedro Sula en un concierto, nos pusieron sin preguntarnos, en el afiche, que eramos “neo classic hybrid” metal y nos sorprendimos.”

Pero aun no me dicen a partir de cuando comienzan a cambiar su estilo inicial.

“En el 2012.”

CANTAXIIA MUSIC

Ahora háblenme de los nuevos temas que comenzaron a componer a partir de ese cambio.

“Debido a mis influencias neo clásicas, comenzamos a hacer temas instrumentales.

Luego hicimos la canción que lleva el nombre de la banda que al inicio duraba como 17 minutos; ahora dura once.



Los hermanos Martínez Galvez reconocen que han sido de muy bajo perfil, por que aun no manejan el mecanismo de auto promoción.

En Cantaxiia se le da mucha participación a la guitarra, los solos, arpegios, todo eso.

Los temas líricos dedicados al metal, a la historia y a la mitología, los cantamos en voz gutural, a pesar de que ese tipo de música se hace con voz aguda.”

Pero ustedes creen que les funciona y eso es lo que importa, no?

“Así es y tenemos un total de ocho temas, siendo “Cantaxiia” el más largo y hay otro instrumental llamado “La Danza del Unicornio”, “Sexo, Drogas y Metal” (hecha hace tiempo por molestar) y es la canción más ruda que tenemos.

“Sueño Heavy” que es muy speed metal y habla sobre que tantos tenemos de poder estar en una banda y llevar una vida de metalero libremente.”



Un afiche de un concierto de Betrayer en Danlí, al que fueron invitados.

NO QUEREMOS SER UN DÚO SIEMPRE

Pero ustedes pretenden ser siempre un dúo de metal?

“En Cantaxiia solo somos nosotros dos, porque no hemos tenido suerte con los compañeros de banda.

Hay algunos que creen que es porque no les queremos dar chance a otros.

La cosa no es así, porque en Cantaxiia las puertas están abiertas para el que quiera forma parte de la banda, pero siempre y cuando sea dedicado.”

Háblenme de las canciones grabadas en estudio.

“La Danza del Unicornio” la grabamos en el estudio de Kris Zelaya de Mefisto y el bajo fue grabado por nuestro amigo, el bajista Hansel David Valle.



Alejandro y Mario nos platicaron de como hacen sus canciones y los temas que abordan..

Con el tuvimos varias presentaciones en vivo en Tegucigalpa, Danlí y San Pedro Sula.

Alexander González fue nuestro tecladista, es doctor y fue bajista también.

Allan Irula que ahora vive en Estados Unidos, fue nuestro primer vocalista y tiene una voz cono la de Juan Gallardo de Angeles del Infierno.

“Guardianes del Metal” fue grabada en Wah Producciones de Walter Sosa de la banda Maintower.”

MUY SUBTERRÁNEOS

Porque Cantaxiia ha mantenido un perfil relativamente bajo desde que salieron?

Es cierto que son una banda “subterránea” pero conozco muchas que si tienen mucha presencia en los escenarios y en las redes sociales.

“Se podría decir que hemos estado “under” no por nada negativo, sino por una razón en particular.

Nos gustaría tener un poco más de promoción y participación en eventos de metal, pero nos ha hecho falta la capacidad logística para organizar conciertos propios y proyectarnos mejor.



A pesar de que no son una banda muy conocida en la escena metal local, eso no le resta entusiasmo a los hermanos Martínez..

Pero consideramos que a pesar de ser solo un dúo “underground”, hemos tenido buena aceptación y apoyados por organizadores de conciertos, ya que nos han invitado a tocar a San Pedro Sula, Tegus, Danlí, Olancho y Nacaome y esperamos que nos sigan invitando a más ciudades.

Agradecemos a varias bandas que nos han tomado en cuenta en sus eventos, ya que aun no tenemos la facilidad de producir conciertos.

Agradecemos a Maintower, Apeirón, Betrayer, Agressor, Tephros y a Enid Lizeth Díaz, organizadora del Hell´s Expedition.”

UNA CAUSA PARA EL METAL HONDUREÑO

Háblenme de su madre y de su condición de salud.

“Su nombre es Nívida Luz Gálvez, tiene 59 años y padece de un tipo de cáncer llamado linfoma.

Para información de sus lectores que quizás no lo sepan, el linfoma se origina en los glóbulos blancos llamados linfocitos generados en la médula ósea, la que produce las células sanguíneas.

Los glóbulos blancos forman parte del sistema inmunológico que nos ayuda a combatir las enfermedades y está presente en el sistema linfático.



Alejandro y Mario nos contaron todo lo que hacen para apoyar la salud de su madre y mantenerla positiva.

 
Nuestra madre el 28 de abril tras presentar un cuadro de sangrado intensivo alto, que la hizo vomitar sangre, fue llevada de emergencia al hospital por nosotros y entró en estado de coma.

Perdió todos sus signos vitales por la cantidad de sangre perdida y por ende, le tuvieron que aplicar ocho pintas de sangre.

Pero a todo esto, al principio le dijeron que podía ser una úlcera estomacal y le hicieron todo tipo de exámenes del organismo y el 9 de julio, que lo recuerdo porque fue un día antes de mi cumpleaños (Mario), fue acompañada por Alejandro al hospital y cuando llegó a la casa iba toda triste, porque le dijeron que tenía linfoma, no una úlcera.”

Alejandro: “Yo fui con ella al hospital ese día y como los médicos no se andan por las ramas, al ver sus exámenes, le dijeron que el tipo de cáncer que tenía era curable y que venía comenzando y que había sido detectado a tiempo.



Alejandro Josué era quien estaba con su madre Nívida, cuando le dieron el diagnóstico de linfoma.

Pero hubo un giro, porque después le dijeron que tenía invasión en la médula ya que estaba en la cuarta etapa y cuando le dijeron esto, ella le preguntó al médico: “Me estoy muriendo entonces, doctor?”

Esto devastó a nuestra madre, ya que ese diagnóstico fue descubierto cuando tomaron un poco de médula ósea de ella, cuando regresó a consulta.

Le dijeron que el tratamiento era muy costoso y que es un ciclo largo y que comenzarían con seis meses.

Cada 20 días le aplicarían quimioterapia, porque en casos de linfoma no se puede hacer cirugía ni radioterapia y desde entonces, las está recibiendo.”



En Collection entrevistando a los Cantaxiia acerca de su música y la situación de salud de su madre.

Por eso nosotros le hemos dado fuerza y apoyo con el resto de la familia, le estamos dando esa fé y energía que ella necesita, la medicina espiritual que ocupa, porque ahora que está en quimioterapia, es cuando más fé y motivación debe tener.

Nosotros estamos para darle eso y así no se cae moralmente y cae en un cuadro depresivo., ya que para vencer el cáncer el estado anímico es fundamental.”

Pero su mamá parece que está dispuesta a vencer esa enfermedad, verdad?

“Si, ella tiene una actitud muy positiva.”

                                                        SOLIDARIDAD DE LOS ROCKEROS CAPITALINOS

Y ustedes como ya empezaron a moverse en actividades para su mamá, desean que más gente conozca de su problema familiar para que se contribuya más con el tratamiento de su mamá, dentro de la comunidad rock así como fuera de la misma.

“Así es.”

Pero hasta el momento se ha hecho poco, no?

Necesitan fortalecer una red de apoyo.

Alejandro: “Si, no se ha hecho mucho porque necesitamos orientación en lo que se refiere a organizar eventos benéficos, así como motivar a la gente.



Afiche de Noche Benéfica en Wendy´s a favor del tratamiento oncológico de la madre de los Cantaxiia.

Se hizo una noche benéfica para su tratamiento oncológico el 29 de septiembre en Wendys del bulevar Kennedy, el mismo día del carnaval de Tegucigalpa.

Ese día había un concierto de Crows Crown y llegó el guitarrista Mario Mandujano a dejarnos una contribución monetaria a nombre de ellos y además compró su combo para colaborar.

El 4 de noviembre fue el Rebelion Metal Fest en Viher Bar a beneficio de nuestra madre por iniciativa de Fernado Leiva de la banda Nihilismo, al que conozco de hace muy poco, y a pesar de eso, propuso hacer ese concierto para apoyarla a ella.

Aceptamos gustosos, porque no tenemos la logística para armar eventos nosotros.



La banda de death metal core Crows Crown, se solidarizó con la mamá de los Martínez, con una colaboración económica.

Todos los grupos de metal participantes en el Rebelion Metal Fest se unieron con Cantaxiia para esta causa, algo que nunca imaginamos que se lograría.

Y se logró el objetivo a pesar de que por inconvenientes que con frecuencia se dan, no pudieron tocar dos bandas,

Pero el evento fue un éxito y logramos recibir una contribución para nuestra madre. 

La banda de death metal Ephemeral ese día nos envió una colaboración económica y se las agradecimos públicamente desde el escenario.



Rebelion Metal Fest 2018,  fue a beneficio del tratamiento de doña Nívida Luz Gálvez.

 

La pasamos bien y todos los que participaron tocando,  asi como Fernando Leiva por organizarlo, Luis Rodríguez de Helvete, sala de ensayos; tienen nuestro agradecimiento eterno.”

Que le pueden decir a la gente que leerá esto para motivarlos a apoyar la causa de su madre?

“Algo muy sencillo: el cáncer es algo de lo que nadie está exento, un mal que nadie se espera, o al menos se hace el esfuerzo para no creer que puede darnos a nosotros o a nuestros familiares.

Nosotros estamos haciendo lo que podemos por ella, trabajando para poder pagarle su tratamiento, pero necesitamos apoyo de verdad.

Creo que todos saben lo durisímo que es combatir esta enfermedad y como hijos que somos, queremos que nuestra madre supere totalmente esta experiencia tan desafiante.



Fernando Leiva, de la nobleza de su corazón, organizó el Rebelion Metal Fest para apoyar a los Cantaxiia.

No podemos solos y no nos da pena decirlo, apelamos a su buen corazón, hoy por ti, mañana por mí.

Nuestra madre se está tratando en un hospital público y solo por eso, la medicina no es gratis, y eso lo puede corroborar cualquiera.

Necesitamos seguir pagando sus medicinas y su tratamiento oncológico.

Pueden apoyarnos asistiendo a otras actividades que se realicen o depositando lo que deseen aportar a la cuenta de nuestra madre en Banpaís número 21-318-008172-6 a nombre de Nívida Luz Gálvez.

Sabemos que el pueblo hondureño es solidario y es un hecho que los buenos somos muchisímos más que los malos; esta comprobado.



La banda de death metal Ephemeral, tuvo el gran detalle de dar una contribución financiera a Cantaxiia.

Como parte que somos del movimiento rock y metal nacional, como banda musical hemos sido personas que cuando hemos podido, hemos ayudado a otras personas en la medida que hemos podido y de corazón.

Cantaxiia ha participado en conciertos a beneficio de causas humanas como recolecta de víveres para necesitados o recaudar fondos para gente enferma.

Un ejemplo fue un concierto de Enid Lizeth Díaz a beneficio de la enfermedad del pequeño hijo de la amiga de ella, Annie Cobain de San Pedro Sula.

Y ahora nos enfrentamos a este reto familiar.

Es una lucha campal y afecta tanto en lo físico y en lo económico.

Por eso es tan importante su aporte a la causa de nuestra madre.”



Los hermanos Martínez han colaborado con eventos benéficos y ahora ellos necesitan de su prójimo.

Me imagino que su mamá está contenta con lo que intentan hacer por ella, verdad?

Alejandro: “Claro que sí!

Se siente orgullosa de lo que hacemos por ella y sobre todo porque sabe que es a través de la música.

Ella no es metalera, pero desde que tengo uso de razón, me ha apoyado en todas mis locuras.

Nos permite ensayar en la casa,  aunque ahora tenemos que ser más cuidadosos con eso.

A Mario le pagó clases en el Conservatorio Filarmonía, lo apoyaba con su presencia, a mí  me regaló platillos nuevos y profesionales, nunca se negó a que fuéramos músicos, nos pagó la universidad, pagó nuestros gastos de graduación universitarios, y tanto más y lo menos que podemos hacer es brindarle el apoyo que se merece.



Alejandro y Mario están retribuyendo a su madre lo que hizo por ellos.

El apoyo del tipo que sea para ayudarla a superar esta prueba.”

Mario: “Ella, para que! 

Le debemos todo lo que somos y luchar por su salud es lo menos que podemos hacer en este momento y es nuestro deber moral ayudarla en todo lo que sea hasta que se pueda.”

“TENGO LA CAPACIDAD DE SEGUIR TRABAJANDO”

Doña Nívida, hace cuanto dejó de trabajar y como fue su vida laboral antes de que le fuera diagnosticada esta enfermedad?

“Mi último trabajo en un proyecto de calidad de la educación en la Secretaría de Educación.

Como perito mercantil, trabajé en el área de proyectos de evaluación y planificación más que nada en el área de adquisiciones.”

Ha trabajado en el área de proyectos siempre o se desempeñó en otras áreas antes?

“No, no solo en eso.



Doña Nívida nos contó como fue su vida laboral y como aun espera retomar labores en alguna entidad del Estado.

También he trabajado en otras áreas como ser en el PRAF durante 7 u 8 años en las divisiones de planificación y administración.

He intentado desarrollarme en diferentes cosas cuando se me han dado las oportunidades.”

Entonces parece que se siente satisfecha con lo que ha logrado en sus años de trabajo.

“Si me siento satisfecha, pero aun me siento con energías para seguir desempeñando algunas funciones al terminar mi tratamiento.”

“PUDE TERMINAR DE FORMAR A MIS HIJOS”

Por supuesto.

Hablemos de la vida con sus dos hijos, con los que se que ha sido madre y padre desde que se separó de su esposo.

Hace cuanto adquirió esa gran responsabilidad?

“En realidad, soy madre de tres hijos, porque tengo un hijo mayor que Mario y Alejandro.

Me casé muy joven, a los 19 años y estuve casada alrededor de 24 años.



Doña Nívida se siente muy orgullosa del apoyo moral y financiero que recibe de sus hijos.

Las cosas no funcionaron y al volverse insostenibles, vino la separación y me tocó luchar por mis tres hijos, desde el 2003.

Como hay una diferencia de edad de seis años entre Mario y Alejandro, el menor, Alejandro, prácticamente quedó terminando la escuela primaria.

Mario estaba en la secundaria y el mayor terminando la secundaria.

Pero con la ayuda de Dios, se logró sacarlos adelante, aunque fue duro, fueron etapas díficiles, nada sencillo de sobrellevar esa responsabilidad sin el apoyo de un esposo y más el estado de la economía aquí.

Pero logré formarlos, graduarlos de la secundaria y de la universidad.

Me tocó terminar de educarlos y mi recompensa es que los tres son profesionales universitarios.”



Mario y Alejandro hicieron que valiera la pena el esfuerzo de su madre, al graduarse ambos de Comunicadores Sociales y Públicos.

Y que fortuna que logró hacer esto antes de este diagnóstico y qué bueno que ellos respondieron a sus esfuerzos, tomando la decisión de coronar sus estudios y buscar trabajo.

Y porque los supo criar, ahora ellos son hombres de verdad y le están retribuyendo sus sacrificios.

“Así es.

Y es de gran bendición que Dios haya permitido que yo tuviera mi salud y mi trabajo en esos momentos, para terminarlos de formar.

Y ahora que vino este diagnóstico, Dios no se queda con nada: ahora los hijos salen al frente con los gastos, con la manutención y en el apoyo a mi tratamiento.

Mi tratamiento realmente no tiene medida, porque no hay una forma de calcular la cantidad de dinero que se necesita para costear lo que vale,  tratar de curar esta enfermedad.



Ahora la música de Cantaxiia se pondrá al servicio del mejor fin de todos.

Su esperanza es que el linfoma es un cáncer curable.

“Así es.”

MADRE QUE RESPALDÓ LA INCLINACIÓN MUSICAL

Lo que me han dicho sus hijos es que usted ha sido muy comprensiva con sus inquietudes y que no solo pagó las clases de guitarra de Mario, sino que iba con el a matricularlo y lo acompañaba a sus clases a veces.

Sabe usted el gran beneficio que les dio a ambos al dejarlos desarrollarse libremente en la música?

“Jejeje pues creo que si lo sé.

Mario todavía estaba en el colegio cuando comenzó a recibir clases de guitarra, porque uno de madre sabe lo que los hijos quieren de verdad.

Y en mi afán de protegerlo, me preocupaba porque lo fueran a asaltar por andar en bus para irse o venirse de las clases en Plaza Millenium.



Los hermanos Martinez Galvez nos cuentan como siempre tuvieron el apoyo de su madre en lo musical.

Entonces disponía de parte de mi tiempo para acompañarlo a sus clases cuando podía y me quedaba afuera del Conservatorio Filarmonía, dando vueltas.

A veces Alejandro me acompañaba.

Me daba gusto pagarle sus clases, para que el pudiera alcanzar sus aspiraciones.

Lo acompañaba a las evaluaciones que le hacía el maestro Jorge Mejía en el Teatro Renacimiento, durante presentaciones.

Eso lo hacía por su seguridad jejeje y por apoyarlo, claro.

El no se despegaba de su guitarra.”



Doña Nívida nos cuenta porque apoyó a su hijo Mario en la música.

También me dijo Alejandro, que por ser “carreta” de Mario, se sintió atraído por el rock pesado y que andaba de metido en los ensayos de Mario y sus amigos, y que se ponía a hacer bulla con baldes y sus sartenes de cocina y que usted nunca lo detuvo.

Me contó cómo se tardó en tener una batería y lo que hizo antes de tenerla para practicar.

Como se siente de saber que su hijo no descansó hasta cumplir su objetivo de tener su propio instrumento?

“Le voy a contar la historia de Alejandro.

El agarraba hasta las latas vacías de leche, las freideras y con palos se ponía a tocar.



Doña Nívida aparte de pagarle clases a Mario, lo acompañaba para que no corriera peligro en el trayecto.

Luego como todos los jóvenes, tuvo su etapa de rebeldía y fue desobediente.

Su papá que es ingeniero civil, tenía proyectos en la costa norte y una vez le ofreció a Alejandro que fuera a trabajar allá en las vacaciones y se fue.

Su trabajo fue duro, bajo el sol, ya que trabajaba de albañil, de jefe de bodega y le ayudaba a su papá en el control de materiales en entradas y salidas.

Le daba gasolina a los carros del proyecto y su papá le pagó su esfuerzo.

Una vecina mía que es mi amiga, tenía un esposo que era dueño de una batería, porque había tocado de joven.



Alejandro compró su batería de lo que ganó trabajando en un proyecto de su padre que es ingeniero.

Aun de adulto seguía tocando, pero dejó de hacerlo por las quejas de los vecinos.

Entonces ella le ofreció a Alejandro venderle la batería a un precio barato.

Y él la pudo comprar con lo que había ganado en la costa norte.

Cuando salió del colegio, le compré unos platillos que hasta el sol de hoy los tiene.

Esto pasó cuando se graduó de bachiller del Liceo Montes de Sión y ese fue su regalo.

Su batería era de segunda, pero sus platillos si son profesionales y le han servido mucho.



Alejandro hizo realidad su sueño de tener su batería,  el solo.

Los compramos en Axcess y se compraron con sacrificio, pero con todo amor.”

HIJOS AGRADECIDOS ETERNAMENTE

Sus hijos están muy agradecidos con usted y dicen que no podrán pagarle lo que ha hecho por ellos.

La felicito por tener hijos que cuidan de usted.

Y aunque no es seguidora del rock, que siente de que sus hijos estén en Cantaxiia?

“Me siento orgullosa, porque hay talento y dedicación en ellos.



Alejandro en sus primeros años con Cantaxiia.

Yo no entiendo de metal, pero apoyo que tengan una banda de esa música, aunque sé con que se relaciona a la misma, ya que es famosa por atraer a los vicios a muchos que la tocan,  por el estilo de vida que esta ofrece.

Por eso les recalco con frecuencia que deben controlar los vicios que puedan adoptar, por andar en el ambiente de esa música.

Ellos ya están grandes, trabajan y saben la diferencia entre lo bueno y lo malo.

Tienen capacidad suficiente para esta afición musical que tienen, que es un interés fuera de su profesión, lo que hacen en sus ratos libres.

Yo creo en darle su espacio a los hijos, que tengan su libertad de acción, pero todo debe ser con medida.”



Con los hermanos Cantaxiia en Collection el martes 20 de noviembre, 2018 en Rock & Pop.

Tiene todo el derecho de preocuparse por ellos y de seguirlos aconsejando, hace muy bien.

Dicen ellos que lo que más admiran de usted es que mantiene su fe firme y que no se deja vencer moralmente.

Y que además se sigue preocupando por su aspecto,  a pesar de los efectos de la quimioterapia.

Hasta donde llega su fuerza interior para esta batalla?

“No es fácil para nada cuando a uno le dan un diagnóstico como ese y más si es inesperado y si se ha sido una persona saludable, alguien que no ha tenido vicios.

Eso es lo que lo hace más impactante.

Pero cuando uno está cimentado en las cosas del Señor, este se vuelve la fortaleza de uno y es el el que me ha ayudado muchisímo, porque me ha dado una oportunidad.

Y lo digo porque lo que yo viví hace seis meses, fue muy duro y de ahí partieron los diagnósticos.



Las camisetas de Cantaxiia podrían servir ahora para generarles fondos para su causa.

Prácticamente el Señor ha hecho la obra y me ha dado el chance de luchar con la ayuda de mi familia, de mis hijos, mi madre, mis hermanos, mis sobrinos más allegados y de mucha gente de la comunidad.

Eso me ha ayudado enormemente, porque me ha dado fuerzas.

Esta prueba la he tomado con mucho positivismo y fortaleza confiando en el Señor, porque estoy en sus manos, ya que él es el dueño de vida.

Los médicos son solo un instrumento, es el Señor el que cambia todo.”